DVD con clases de yoga en español
Cómprelo
DVD con clases de yoga en español

Inscríbase a nuestra lista de correo


Blog

Febrero 16, 2010

Buen Artículo Sobre Descubriendo Tu Estilo De Yoga

Compatir: Share via email Share on Facebook

 La Búsqueda Del Estilo De Yoga Que Más Te Conmueve - por Desiree Bartlett (LA Yoga Magazine)

El estilo de Yoga que más te conmueve es, en gran parte, cuestión de gusto. Lo primero que recomiendo es que tomes el tiempo para definir la rasa de diferentes estilos. En Sanscrito, la palabra rasa significa esencia. Cuando se caracteriza la rasa de algo, uno define sus cualidades, como por ejemplo, las emociones y sentimientos que incitan. Cada ser o entidad tiene su propia rasa, incluso cada estilo de Yoga. Algunos estilos enfatizan los aspectos espirituales y meditativos de la Yoga, otros las particularidades físicas de las posturas, mientras que otros consideran la Yoga como una actividad atlética y deportiva practicada para mostrar destrezas y desarrollar fuerza, equilibrio y flexibilidad. La palabra Yoga significa unión – lo que puede interpretarse como la unión del cosmos interno con el universo o la integración de los aspectos físicos con las entrañas espirituales del ser. El énfasis que se le da a esta unión depende del estilo de Yoga. Algunos estilos se concentran en practicar del interior hacia el exterior, mientras que otros del exterior hacia el interior. Para saborear el éxtasis que emana de la práctica de Yoga es cuestión de descubrir el estilo que más te conmueve. Seguramente, involucrándote en la práctica aprenderás y te sorprenderá el estilo que más te gusta. Podría sorprenderte el hecho de que el estilo que te cautiva no coincide con tu estilo de vida. Aun así, encontrará que la búsqueda del estilo apropiado para ti puede ser una maravillosa exploración del equilibrio del ritmo de tu vida. Para lograr este equilibrio requerirás dedicación diaria a tu práctica. Algunos días necesitamos enfocarnos más hacia lo que sentimos internamente, otros días concentrarnos en cómo el ambiente exterior nos afecta y otros días dedicarlos a momentos de silencio y serenidad. Te recomiendo que te familiarices con los estilos de Yoga mencionados más adelante y que tengas una idea de la rasa que conllevan. Después, prueba dos o tres diferentes estilos. Ha sido mi experiencia que a veces el estilo de Yoga que nos atrae oscila con la etapa de la vida en que nos encontramos. Algunas escuelas de pensamiento recomiendan que se comience dedicándose a un solo estilo, puesto que la ideología de los diversos estilos de Yoga suele ser algo diferente y estas diferencias pueden confundir. En gran parte, la mayoría de las diferencias son atribuibles a la diversidad de los aspectos físicos de las posturas. No obstante, el cuerpo normalmente se ajusta a estas diferencias. Una vez que hayas encontrado la clase, el maestro y la hora del día que te convengan, sabrás que haz encontrado el estilo que te gusta y que desearás seguir practicándolo. Mientras tanto, explora tus opciones. Intenta diversas clases. Quizás te guste una práctica vigorosa, como la de Ashtanga Yoga tres veces a la semana combinada con una práctica sutil, combinándola con una meditación ante la llama de una vela encendida una vez a la semana. La jornada que te lleva a tu estilo de Yoga termina después de que hayas tomado el tiempo para platicar con tus maestros, intentar una variedad de clases y, quizás lo que más importa, que hayas definido la esencia del estilo de Yoga que te más te conmueve y cautiva. Mientras tanto, explora, diviértete y disfruta de la rasa de tu práctica personal.

 

Hatha Yoga

Hatha Yoga: Ha significa sol, tha luna y Yoga unión. Este estilo de Yoga pretende fusionar los rasgos masculinos con los femeninos del ser – las polaridades intrínsecas. El sol (ha) representa la esencia masculina, la cual se relaciona con el yang – el cielo, la luz, la actividad y la penetración. El rasgo lunar (tha) representa la esencia femenina, la cual se relaciona con el yin – sensibilidad, la tierra, la oscuridad, la pasividad y la absorción. Hatha Yoga intenta entrelazar estas dos energías para imbuir la práctica de Yoga con el sentido de equilibrio. Así podemos apreciar el hecho de que polos opuestos se definen recíprocamente. Practicando Yoga aprendemos que tanto vale la fuerza y energía como la tranquilidad, creatividad y pasión. Hatha es el estilo de Yoga más común que se practica en el occidente. Muchos de los estilos de Yoga son variaciones del Hatha Yoga – con nombres, tales como Iyengar Yoga, Ashtanga Yoga (la dialéctica del fallecidoShri K Pattabhi Sois), Bikram Yoga, Anusara Yoga, Vini Yoga, Yoga Integral, Sivananda Yoga, Flujo de Vinyasa, Yoga de Energía y Yin Yoga. Kundalini Yoga, difundida por Yogi Bhajan y sus discípulos, era una práctica energética secreta que incluía técnicas de respiración (pranayana), posturas (asana), cantos (mantras) y meditación. Durante el siglo pasado, la prehistórica Hatha Yoga fue revitalizada por diversos gurús y yoguis de la India, entre los cuales figuran Swami Satchitananda, Swami Vishnudevananda y Bishnu Charan Ghosh. Uno de los más ilustres de éstos, Sri T. Krishnamacharya, fue el gurú de los renombrados Indra Devi, Srivasta Ramaswami, B.K.S. Iyengar, T.K.V. Desikachar y el recién fallecido Shri K. Pattabhi Jois. Krishnamacharya fue un detallista, enfatizando las particularidades de los asanas. La base para la mayoría de los estilos de Yoga que se practica hoy en día es el Hatha Yoga y puede ser practicado sutil o enérgicamente. Si vas a asistir a una clase de Hatha Yoga, considera hablar primero con el instructor e indagar su filosofía y enfoque a la práctica.